19 de diciembre de 2009

El tabaco perjudica seriamente a la hostelería

Se ha reformado la ley antitabaco y desde primeros de año no se podrá fumar en ningún local público. Como ya sabéis yo soy fumadora. Fumo quizás demasiado y sé que que es perjudicial para la salud. Sí, los resfriados tardan más en irse, enseguida se carga el pecho, los dientes no están todo lo blancos que deberían y los sentidos del gusto y del olfato están un poco alterados, eso sin contar que al mínimo esfuerzo vas con la lengua fuera. Pero hasta la fecha, no he tenido ningún problema de salud relacionado con el tabaco. No toso por las mañanas ni sufro ninguna enfermedad (y toquemos madera). Sé que los que no fumáis lo consideráis simplemente un vicio asqueroso. Conozco gente a la que el olor y el humo del tabaco le da asco, así de claro (curiosamente mucha de esta gente ha fumado en otras épocas, en fin... viva la coherencia). Ahora lo van a prohibir del todo. Bien, ¿sabéis cuántos cafelitos y cuantas copitas se van a dejar de consumir en los bares por culpa de esta ley? Porque está claro, si no puedo fumarme un pitillo con el café, me lo tomaré en la república independiente de mi casa, que ahí las leyes las pongo yo. ¿Y los locales que habían hecho reformas para adecuarse a la actual ley, qué? ¿Sabéis cuánto dinero va a perder la hostelería por no dejar fumar? La de reuniones que se trasladarán del bar a casas particulares por culpa de esto. Con lo fácil que sería dividir el local en dos zonas y cada cuál que elija dónde quiere estar. Conste que nunca he fumado en lugares prohibidos, y si estoy con personas que no sé si fuman tengo por costumbre preguntar antes de sacar el tabaco. Ante todo, respeto.

6 comentarios :

  1. O quizás deberían existir cafeterias para fumadores y cafeterias para no fumadores. La verdad, creo que se exageran ya las posturas, yo no fumo pero tampoco me molesta estar con fumadores.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. La verdad que la ley, tal cual está ahora, me parece perfecta. Hay zonas de fumadores y otras de no fumadores. Me parece un equilibrio perfecto. Y sí, la van a cagar, porque al fin y al cabo, los fumadores tienen sus derechos.

    Eso sí, en salud ganará más de uno.

    ResponderEliminar
  3. Pues pediremos el carajillo en vaso de plastico y pa la calle

    ResponderEliminar
  4. Qué coño en vaso de plástico. En casa y que se jodan.

    ResponderEliminar
  5. No al tabaco. Es malo para todos y para todo, desde el bolsillo a los pulmones, no busquéis excusas para seguir fumando.

    ResponderEliminar
  6. Yo no necesito ninguna excusa, Arobos. Si realmente quisierla dejarlo ya lo habría hecho.

    ResponderEliminar

Despáchate a gusto. Estás en tu casa.