10 de diciembre de 2015

Sujeción infantil


Si el niño no para de dar por saco, no hace falta gastar dinero en artefactos de contención. Sólo necesitas un pijamita y la pata de algún mueble.

1 comentario :

Despáchate a gusto. Estás en tu casa.